+34 91 504 69 49 info@isseimi.es

El ideal de belleza femenina y masculina a lo largo del tiempo

El ideal de belleza femenina y masculina a lo largo del tiempo

ideal de belleza

¿Las personas consideradas bellas lo tienen más fácil en la vida? Las estadísticas laborales son reveladoras: las mujeres consideradas atractivas ganan un 4 % más que sus contrapartes menos atractivas, mientras que los hombres “guapos” ganan un 5%.

Sin embargo, no hay que obsesionarse con la belleza. Después de todo es un concepto abstracto que ha evolucionado enormemente con el tiempo. Estos son algunos de los cambios más sorprendentes en el ideal de belleza femenina y masculina en los últimos siglos.

Evolución del ideal de belleza femenina y masculina

Delgadez

La obsesión con la delgadez es relativamente reciente. Durante muchos siglos estar delgado estaba mal visto, ya que era sinónimo de ser pobre; mientras que las formas redondas significaban riqueza y belleza.

A finales de 1800, apareció el concepto de dieta, aunque al principio los consejos sobre la dieta solo se dirigían a los hombres porque se esperaba que las mujeres fuesen voluptuosas. A medida que pasaban el ideal de belleza femenino fue cambiando hacia una figura más esbelta y estilizada.

Maquillaje

A los antiguos egipcios, griegos y romanos les encantaba el maquillaje. Sin embargo, el  maquillaje fue rechazado en su mayoría en los siglos siguientes, donde se consideraba que era propio de mujeres vulgares.

Hoy día el maquillaje es una industria que mueve miles de millones al año. El cambio ocurrió con la llegada del cine, cuando las estrellas de Hollywood lucían toda clase de maquillajes para quedar bien en la gran pantalla.

Del pálido al bronceado

La piel pálida gobernó como un estándar de belleza durante siglos. Tanto hombres como mujeres se aplicaban ceruse, una pintura blanca a base de plomo, para aclarar su piel. El bronceado era para los miembros de las clases bajas, que tenían que pasar sus días afuera, trabajando en los campos.

Sin embargo, a comienzos del siglo XX, la piel bronceada se convirtió en la nueva moda y la clase alta pasó a intentar broncearse por todos los medios.

Depilación

La depilación no pasó a ser un hábito de belleza femenina hasta principios del siglo XX, simplemente porque la moda de las mujeres hasta ese momento no revelaba ninguna piel. Pero a principios de 1900, los vestidos de noche sin mangas se hicieron populares y se consideró que el vello en piernas y axilas resultaba bastante antiestético.

¿Cuál de estos cambios en el historial de belleza te parece más sorprendente? Los comentarios están abiertos.

 

Author Info

Isseimi

No Comments

Post a Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR